Premila Chandra: inspectora de salud y ambientalista | World Mosquito Program Skip to main content
Pemila Chandra

Premila es la inspectora y jefa interina de salud del Concejo Municipal de Nadi. Ha trabajado en el Concejo durante los últimos 28 años, implementando los requisitos de la Ley de Salud Pública en Fiji. También fue presidenta del Grupo de Referencia de la Comunidad, creado para trabajar con World Mosquito Program para garantizar la aceptación pública del programa antes de liberar los mosquitos Wolbachia.

Nadi es única. Somos la atracción turística del país, así que tenemos mucho cuidado. Sabemos que tenemos turistas que aman nuestra arena, el sol y las playas, y les encanta vestir lo más ligero posible, por lo que nos aseguramos de que sean menos propensos a ser picados por mosquitos y se lleven una enfermedad a su hogar”.

Sin duda, los turistas lo entienden y llevan consigo a sus "guardias anti insectos" a donde vayan, en especial los mochileros que aman ir a todas partes, desde las montañas hasta el mar.

El Concejo ha tendido a centrarse en el control de vectores, no solo de los mosquitos, sino también de ratas y perros, que transmiten enfermedades. Pero Premila se describe como "una inspectora de salud y ambientalista, no una persona química", entonces el primer método para los mosquitos es destruir los sitios de reproducción, asegurándose de que los contenedores donde se acumula el agua sean retirados y los residentes tomen consciencia de sus responsabilidades.

También le gusta llevar peces a los desagües. A través del Ministerio de Salud y Servicios Médicos y un programa de la OMS, Premila aprendió que los peces comen larvas de mosquito y pueden usarse como un control natural: “¡solo peces pequeños, como los guppies!” ella dice.

Cuando se enteró del método Wolbachia de World Mosquito Program, Premila estaba emocionada, pero al principio fue un desafío comprender que estos mosquitos serían diferentes.

 

“Siempre hemos promovido el control de mosquitos, y ahora nos dijeron que íbamos a tener mosquitos con bacterias naturales para que nos ayuden con el control de la fiebre del dengue. Cuando supe más y participé en las consultas, comencé a comprender cuál podría ser mi función una vez que fueran liberados en nuestros pueblos y ciudades”.
Premila Chandra
Inspectora y jefa interina de salud del Concejo Municipal de Nadi
Nadi town council health inspector Premila Chandra

Los mosquitos Wolbachia son ahora otra herramienta en la caja de herramientas de control de vectores del Concejo Municipal de Nadi, junto con la recolección de residuos voluminosos (que se deshace de elementos grandes que podrían albergar sitios de reproducción de mosquitos), las inspecciones de salud y limpieza realizada por los trabajadores del concejo, los peces en los desagües y otras innovaciones como los “inhibidores de reproducción” no tóxicos.

La incidencia de la enfermedad depende de la comunidad y el medio ambiente, así que es importante llevar cosas a la comunidad, pero Premila sabe por su larga experiencia que todos en Nadi son muy receptivos y resilientes. Es por eso que los residentes estaban felices de aceptar el desafío y decir "sí, estamos listos para permitir la liberación de los mosquitos Wolbachia”.

Después de la liberación de mosquitos Wolbachia en Suva, las personas comenzaron a preguntarme cuándo vendrían a Nadi”.

Si bien nunca ha sido infectada por el dengue, Premila ve que el gobierno gasta dinero en prevención, y el sistema de salud y particulares gastan dinero en costos médicos.

Si esto tiene éxito, seremos una comunidad muy feliz y rica. Reducirá la carga financiera para los gobiernos, el sistema médico y la fuerza laboral”.

Uno de los muchos beneficios prácticos de reducir la carga de las enfermedades transmitidas por mosquito es que las subvenciones se pueden utilizar para cumplir con el mandato del Gobierno de Fiji de proporcionar instalaciones adecuadas para apoyar la reducción de enfermedades no transmisibles, como la diabetes y las enfermedades cardíacas. Premila quiere ver parques para niños y adultos que ofrezcan grandes áreas de juego para niños y suficiente espacio para caminar o andar en bicicleta de 4 o 5 km.

Conoce más sobre nuestro trabajo en Fiji.